Dries Depoorter

Jaywalking

Cuando los científicos de la Universidad de Cambridge, desperdigados en diferentes laboratorios, improvisaron una cámara de vídeo en la máquina de café de la Trojan Room para evitarse desplazamientos innecesarios, estaban inventando sin saberlo la primera webcam de la historia. Este hecho sirvió de referencia a Depoorter para su primera instalación, Trojan Offices, en la que situó cámaras de vigilancia en las cafeteras de siete oficinas. Posteriormente sus trabajos se han seguido centrando en los conceptos de privacidad, internet y control. En Jaywalkers (peatón imprudente en inglés) las cámaras de seguridad instaladas por la polícia en cruces urbanos permiten al espectador ver cuando los viandantes cruzan la calle en rojo. Pero Depoorter va más allá e indaga en otros rasgos del comportamiento humano. A través de una secuencia de comandos creada por el propio autor, ofrece la oportunidad de apretar un botón y enviar una denuncia por mail a la comisaría más cercana. Nadie nos ve y nuestra participación es anónima. El dilema y la tentación están servidos.

 

Nacido en Bélgica en 1991, estudió Electrónica durante seis años y posteriormente Arte Multimedia en la KASK School of Arts Ghent, donde se graduó en 2015. Actualmente reside en Amsterdam y recibe el apoyo del Amsterdams Fonds voor de Kunst. Su trabajo aborda, de manera provocativa, temas como la identidad social, el big data, la encriptación y la protección (o la falta de ella) de nuestra privacidad en la red. Sus instalaciones interactivas han sido exhibidas a nivel internacional.

 

Instalación